El hacer comidas de este tipo ya no implica ir a hacer una excursión a supermercados especiales, poco a poco, y gracias a la globalización, nuestras despensas están surtidas de alimentos de todo tipo, y en mi caso, los armarios rebosados de especias que aromatizan la cocina nada más abrir alguna de sus puertas.

El ghee suelo prepararlo en un día, y hago suficiente para conservarlo en la nevera y usarlo cuando cuando lo necesita.

Las guindillas, se mantienen muy bien varios días tapándolas herméticamente en la nevera, también puedes congeladas.

Antes no solía tener jengibre fresco en el frutero, pero al usarlo en postres, comidas, y sobre todo infusiones ya se ha convertido en un básico a la altura de “un-limón-por-si-acaso”, que no siempre lo usas, pero te gusta tenerlo disponible.

Leche de coco, siempre, siempre tened una lata en la despensa tienen una larga caducidad y si eres fan de la comida asiática o caribeña, no puede faltar.

Ingredientes para 4 personas:

2 cucharadas de GHEE
2 CEBOLLAS medianas picadas
1 cucharada de AJO majado
1-2 GUINDILLAS frescas picadas (sin semillas)
1 cucharada de JENGIBRE fresco rallado
1 ½ cucharaditas de CÚRCUMA molida
1 cucharadita de COMINO molido
1 cucharada de CILANTRO molido
½ cucharadita de CAYENA en polvo
1 kg de TERNERA cortada en dados
1 cucharadita de SAL
400 g de TOMATE en conserva picados
250ml LECHE DE COCO
¼ cucharadita de COLORANTE EN POLVO ROJO
 CILANTRO FRESCO

En una cacerola con tapa grande calentar el ghee y a fuego medio freír la cebolla hasta que se ablande.

Añadir el ajo, las guindillas, el jengibre, la cúrcuma, el comino, el cilantro y la cayena, remover e incorporar la carne.

Remover hasta que la carne se bañe con las especies y esté dorada por todos los lados.

Añadir la sal a los tomates, incorporar a la olla.

Tapar la olla, bajar el juego al mínimo y cocer unos 90 minutos, hasta que la carne esté blanda.

Verter la leche de coco y el colorante rojo, remover y cocer 5 minutos sin tapa o hasta que espese ligeramente la salsa.

Echar el cilantro fresco picado.