No necesariamente los platos de pescado deben ser aburridos.
 
Cuando la materia prima no es de primera, es decir, no tenemos una lubina “salvaje” o una dorada resultado de la pesca de unos amiguetes…..entonces es el momento de improvisar.

Y para darle un giro de sabor a los platos, nada como uno de mis chefs favoritos, Jame Oliver y su manera de cocinar “guarrera” y express. 

Lo he acompañado con “patatillas” fritas caseras cortadas con una mandolina para compensar la reacción de los niños cuando les pusiera la fuente en la mesa.

Mis hijos como la mayoría de los niños no son fans del pescado, pero afortunadamente les he acostumbrado a sabores como el jengibre y otras hierbas lo que se les hace más llevadero.

En este caso al ser muy visible la pasta con la cebolla y el jengibre se la he tenido que retirar, pero el sabor ya se ha impregnado por los cortes que le hemos realizamos al pescado obteniendo mucho sabor sin hacerle ascos por la pasta de encima.

Ingredientes para 4 personas:

2 DORADAS grandes
1 trozo JENGIBRE de unos 5 cm
2 dientes AJO
1 cucharadita HIERBA DE LIMÓN en polvo (a falta de fresca)
1 CEBOLLA mediana
3 cucharadas SALSA SOJA
1 cucharada SALSA PESCADO
ACEITE DE SÉSAMO
1 LIMÓN (o 2 limas)
CILANTRO FRESCO
2 vasos AGUA HIRVIENDO
SAL y PIMIENTA

1.- Limpiar bien el pescado eliminando las escamas y realizar unos 5 cortes por cada lado llegado hasta la espina y salpimentar las piezas.

2.- Colocar el pescado en una  fuente refractaria y añadir el agua hirviendo. Tapar bien sellando los bordes de la fuente con papel de aluminio. Cocer en el horno precalentado a 180ºC durante unos 15 minutos.

3.-Con ayuda de una cuchara rascar la piel de jengibre para pelarlo, pelar también el ajo, la cebolla y junto con la hierba de limón, las salsas y el jugo de limón,  triturar todo en un robot de cocina o trituradora hasta obtener una pasta homogénea.

4.- Destapar el pescado, verter un poco del líquido de cocción sobre la pasta triturada para desligarla un poco.

5.-Verter la pasta por ambas partes del pescado y rociar con un poco de aceite de sésamo.

6.-Hornear otra vez, ahora sin tapar, durante 15 minutos más.

5.- Sacar el pescado del horno y esparcir cilantro fresco picado por encima.




Y aquí va mi aportación después de empaparme con infinidad de capítulos del programa “Los Fogones Tradicionales”.

Es tan bueno ese programa de televisión que hasta mi marido y los niños suelen pararse cuando hacen zapping. 

Es un placer ver como tantas personas comparten su “knowhow”, heredado generación tras generación y que transmiten con una ilusión cautivadora.

Lo mejor de todo, la sencillez de ingredientes y de procesos…..el truco….a fuego lento y sin prisas……las bases del “slowfood”.

Esta receta no pertenece a ningún episodio o región en particular, ya que este modo de hacer coincide en muchos pueblos y regiones de España.

La composición de la receta ha surgido con los ingredientes que tenía a mano, así que siguiendo esta base puedes incluir ingredientes como setas, azafrán, zanahoria, albóndigas….tu eliges.
 
Ingredientes para 6 personas:

½ POLLO cortado en trozos
½ CONEJO cortado en trozos
6 dientes de AJO pelados
1 puñado ALMENDRA crudas y peladas
2 rebanadas de PAN
4 TOMATES SECOS costados en tiras pequeñas
2 CEBOLLAS cortadas en trozos
4 hojas LAUREL
1 ½ vaso VINO BLANCO (si tienes tinto también puedes usarlo)
1 ½ vaso AGUA
AJO-PEREJIL-SAL (picadillo)
SAL
PIMIENTA
ACEITA DE OLIVA VIRGEN

1.-Precalentar el horno a 180ºC sin aire.

2.- Salpimentar la carne y sazonar con un poco de picadillo.
3.- En un sartén sofreír en un buen chorro de aceite las dos rebanadas de pan, los dientes de ajos y las almendras. Ir retirando las almendras a medida que se vayan dorando. Y ponerlas en un mortero.
 
4.- Cuando esté todo dorado retirar del aceite, colocar en un mortero y machacar. Resevar esta picada.
 
5.-En el aceite que ha quedado en la sartén sofreír las carnes por todos los lados e ir retirado  uno a uno a una olla con tapadera y apta para hornear (yo uso una cocotte).

6.- Una vez sofrita y retirada la carne, en el aceite que ha quedado en la sartén, sofreír durante un par de minutos, la cebolla cortada en dados, los tomate en tiras y el laurel.

7.- Verter todo lo de sartén (cebolla, tomate, laurel y el poco aceite que quede) en la olla.
 
8.- Echar en la olla el vino y el agua y hornear 40 minutos. Transcurrido este tiempo sacar la olla del horno.
9.- Coger un poco de la salsa de la cocción y verter en el mortero donde hemos reservado la picada, ligar un poco hasta hacer una pasta.
 
10.- Introducir la pasta en la olla e integrar en el guiso con ayuda de una cuchara.

11.- Volver a tapar y hornear unos 40 minutos más.

12.- Pasado este tiempo sacar del horno remover la salsa con cuidado y dejar reposar 5 minutos antes de servir.



Que sí, que aunque intentes hacerlo en casa, en la vida sabrá igual que en los puestos callejeros.
 
Que sí, que esta forma de hacer algo parecido es mucho más saludable, seguro. 

Solo pensar en la grasa que debe de llevar el pincho de carne giratorio da fe de lo saludable o no de la versión casera.

Que sí, que si lo hacemos a la brasa debe ser alucinante.

Pero aquí os dejo la versión en cocina convencional e ideal para una cena diferente.
Ingredientes para 4 personas:

2 pechugas de POLLO
½ cucharadita SAL
½ cucharadita PIMIENTA NEGRA molida
½ cucharadita COMINO molido
½ cucharadita CILANTRO molido
1 pizca CANELA molida
Jugo de ½ LIMÓN
2 cucharadas ACEITE OLIVA

½ LECHUGA
2 TOMATES
1 CEBOLLA

SALSA DE YOGURT (2 YOGURES GRIEGOS, 2 cucharadas MAYONESA, ½ AJO muy picado, zumo ½ LIMÓN, 1 cucharada TAHINA)

4 TORTILLAS de trigo grandes

1.-Cortar las pechugas en tiras.

2.- Mezclar todos los ingredientes secos en un cuenco.

3.- Echar las especias sobre la carne y con las manos untar bien, añadir el aceite y el limón y seguir “masajeando” hasta que la carne esté impregnada homogéneamente.

4.- Tapar la carne y dejar reposar en la nevera unas 12 horas…. dejar marinando del día anterior.

5.- Hacer la salsa de yogurt mezclado bien los ingredientes indicados.

6.- Cortar la cebolla en rodajas finas y colocar en un plato hondo. Verter agua caliente sobre la cebolla y dejar reposar en el agua unos 3 minutos. Escurrirlas y reservar. De esta manera la cebolla estará más suave.

7.- Cortar la lechuga finamente y el tomate en rodajas.

8.- En una sartén caliente hacer la carne a fuego fuerte. Cuando la carne esté hecha, retirar del fuego.

9.- Calentar las tortillas en una plancha. Yo uso la plancha o grill eléctrico.

10.- Colocar sobre la tortilla caliente un poco de lechuga, poner  trozos de pollo sobre la lechuga y sobre la carne rodajas de tomate y cebolla.

11.- Echar un par de cucharadas de salsa de yogurt.

12.- Hacer un rollo.

Notas: 
- Al marinado de a carne se le puede añadir Ras el hanout.

- Puedes sustituir las tortillas de trigo por pan pita.

- Si quieres un toque picante añadir Harissa, salsa que puedes encontrar en grandes supermercados.

- Si quieres hacerlo con carne de ternera, el marinado es con: sal, pimienta, vinagre blanco, jugo de limón y dos cucharadas de mezcla de 7 especias (malagueta, pimienta negra, comino, pimentón dulce, cilantro, cardamomo y una pizca de canela).