Me encantan, si he tenido algún antojo en mis embarazos siempre han sido donuts.

Aunque me considero fan incondicional de los de Dunkin’ Donuts (1.277.658 de personas en Facebook también) me tengo que conformar con los de Pan Rico de toda la vida.

Es por ello que el verano en el que abrí el blog me puse a ensayar recetas junto con mi amiga Elvira para tener un poquito más cerca este delicioso manjar de colores y sabores. Estos son los primeros que hice.

En la red hay muchas recetas en las que prácticamente no cambian las cantidades pero tras muchas pruebas ésta es la que más me funciona a mí.

Como las glasas son bastante dulces, no le pongo mucha azúcar a la masa (para compensar).

Deja correr la imaginación……glaséalos y rellénalos como quieras…y si no se te ocurre nada puedes encontrar ideas aquí.

Yo ya empecé a hacer mis pinitos pero mi propósito es hacerlos todos…...¿y tu?

INGREDIENTES (para 24 uds)
1 kg harina de fuerza
50 g levadura prensada
120 g azúcar
120 g mantequilla
4 huevos
4 dl leche tibia
5g sal fina

ELABORACION

Tamizar la harina y añadir el resto de ingredientes.
Amasar bien, si lo haces a máquina te resultará más fácil.
Si está muy pegajosa, añadir un poco de harina
Poner en un bol ligeramente enharinado.
Tapar con un paño de y dejar reposar en un lugar seco y templado hasta que duplique su volumen.
Estirara  la masa con un rodillo de manera que quede un grosor de 5 mm.
Usar un cortapastas redondo de 8 cm de diámetro para el exterior, y 1 ½ para el interior.
Una vez hechos los donuts dejar que vuelvan a duplicar  su volumen (ojo, no ponerlos muy cerca unos de otros, sino cuando aumenten de tamaño se pegarán unos a otros.
Freír abundante aceite vegetal hasta que empiecen a dorarse.

Una vez fríos se pueden aplicar diferentes coberturas.

GLASEADO
5 cucharadas de mantequilla derretida
2 tazas de azúcar glas
½  taza de agua