La diferencia entre nuestras magdalenas y los muffins, es la rapidez de su elaboración.
En las magdalenas se montan la manteca, o la clara o las yemas…y esto lleva su tiempo, la ventaja  de los muffins es que se mezclan los ingredientes sólidos por un lado y los líquidos por otro, se unen…y listo.
Por ello son ideales para un genial “fast-breakfast “.

Ingredientes.
250 g de HARINA
1 sobre de LEVADURA
1 pizca de SAL
1 cáscara de LIMÓN  rayada
1 HUEVO
150g de AZUCAR
100 ml de ACEITE  VEGETAL
250 ml de NATA LÍQUIDA
El ZUMO deL LIMON
75g de perlas de CHOCOLATE BLANCO. También vale una tableta cortada en trozos. Un truco para evitar cortarlo es, sin quitar el envoltorio dela tableta, darle una “tortazos” contra la bancada y así quedará la tabletas “a ñicos”. 
Precalentar el horno a 180ºC con aire. 
Engrasar un molde para muffins.
Mezclar la harina, la levadura, la sal y la ralladura de limón en un bol.
En otro bol, batir el huevo e ir incorporando el azúcar, el aceite, la nata y el zumo de limón.
Verter la mezcla líquida sobre la de ingredientes secos.
Remover con una cuchara hasta que los ingredientes estén mezclados.
Poner la mitad de la masa correspondiente por cavidad.
Colocar los trozos de chocolate y cubrir con el resto de masa.
Hornear hasta que empiezan a dorarse.


esta receta participa en el concurso de muffins y magdalenas de http://www.pepekitchen.com/  patrocinado por http://www.caprichosdecocina.com/