Hoy, a pesar de ser mayo llueve otra vez, y no poco, y es que esta primavera ha sido un poco rarilla de frío y lluvias. Pero, después de la sequía que estamos pasando esto nos cae como “agua de mayo”, nunca mejor dicho.
Pues eso, que a pesar que mayo es tiempo de lluvias inesperadas y fugaces, también es tiempo de flores, flores y alergia y como dirían mis hijos, mes de María Auxiliadora (los que asistan o hayan asistido a un colegio Salesiano seguro que sabe de lo que hablo).

No hay que olvidar que en España el primer domingo de mayo se celebra el Día de las Madres. Es un día de regalitos de manualidades escolares, tarjetitas, besos, abrazos y comidas familiares.
 
Esta tarta puede ser un postre original para celebrar este día ya que sales de la rutina y tenemos una excusa para comer tarta sin tener que soplar velas.

Esta tarta tiene tres niveles de bizcocho de vainilla, humedecidos con almíbar y  rellenos de chocolate. Decorado con crema de mantequilla con sabor a vainilla, las flores y el lazo son de fondant. 
 










Me encanta la comida mexicana, mi relación con ella empezó a mis 9 años en un puesto callejero de RD.
 
Mis padres nos solían llevar a comer burritos, tacos y quesadillas….nos poníamos las botas, y una vez probado esos sabores, es imposible que no te acabes enamorando.

Años después, en Estados Unidos, probé “comida mexicana” del Taco Bells…y, como me pasa con el McDonalds y compañía, cuando eres joven y no tienes un duro, pasa, pero cuando las neuronas se te empiezan a poner en su sitio, ni se te ocurre tenerlos en tu listado de restaurantes.

Luego están los restaurantes mexicanos en ciudades europeas - ¡es necesario que le echen tanta salsa, crema y guacamole a todo!- no creo que en las casas mexicanas se coma así de calórico (¿o sí?), no lo sé porque no he ido nunca (uno de mis viajes pendientes), pero cuando lo haga ya os contaré.

De todas maneras, comer en un restaurante mexicano en España es una excelente opción, ya que como dice el refrán;  “a falta de pan….buenas son tortas”.

Hace años (en el 2005) me compré un sencillo  libro de Cocina Mexicana publicado en España en 1995 cuya autora (Montse Clave) empieza la introducción con esta frase: “Este libro pretende ser un introducción a la cocina mexicana fuera de México”, interesante comienzo para lo que buscaba ¿no?.

De este libro he cocinado varias recetas y son infinitamente menos pesadas (digestivamente hablando) que las que se degustan en algunos restaurantes, así que, siendo o no un libro que refleje la realidad de la gastronomía mexicana, a mí me encanta y aquí os dejo una de sus recetas con alguna adaptación mía.
 
Ingredientes para 4 personas:

8-10 TORTILLAS DE MAIZ pequeñas
400g POLLO cocido y deshebrado (ideal del que sobra del cocido, del puchero, o sobras de un asado) especiado con sal, pimienta, cilantro y ajo en polvo.
1  CEBOLLA morada
600g TOMATE sin piel ni pepitas
3 dientes de AJO picados
2-4 CHILES SERRANOS en conserva y sin semillas (o 1-2 naturales sin semillas)
2 cucharadas ACEITE de OLIVA para la salsa
1 taza ACEITE de GIRASOL para freír las tortillas
200ml NATA para la salsa
100ml  NATA semi-montada
100g QUESO TIERNO rayado que funda bien

SAL y PIMIENTA.
 
1.- Triturar el tomate tamizado, la cebolla, el ajo y los chiles.

2.- Freír la mezcla de tomate en las dos cucharadas de aceite, sin parar de remover y evitando que salpique. Incorporar la nata y hervir un par de minutos. Añadir sal y pimienta al gusto.

3.- Calentar el horno a 180ºC.

4.- En un sartén freír ligeramente las tortillas, unos 6 segundos por cada lado, no dejando que estas se doren.

5.- Ir sacando del aceite y colocar las tortitas entre papel de cocina absorbente para retirar todo el exceso de grasa.

6.- Bañar cada tortilla en la salsa de tomate caliente (esta vez yo no lo he hecho así  porque mi hija retira la salsa de tomate porque pica, pero es que tienen que picar).

7.- Rellenar las tortillas con el pollo deshebrado y sazonado y con cebolla bien picadita.

7.- Enrollar las tortillas como si fueran canelones e ir colocándolas en una fuente apta para el horno.

8.- Cubrir con el resto de salsa de tomate, echar la nata semi-montada y el queso rallado.

9.- Hornear durante 10 minutos, hasta que el queso se derrita pero no se dore.

10.- Consumir calientes.









Debería de aclarar antes de nada que el lugar de esta hamburguesa es en las calles de las ciudades dominicanas, que no tiene nada que ver con la salsa de adobo Argentina, y que cuando pruebes uno de estos vas a alucinar.

Lo iba diciendo, es una comida callejera  que se cocina y vende en un carromato (o ahora de moda “food truck”).

El modo habitual de consumir este bocadillo es plantado a escasos metros de la plancha donde se prepara (para que le olorcito vaya haciendo su efecto embriagador) y con una bebida cerca,  una “presiente”, un “vaso de foam” con hielitos y algo más, refresco rojo o de uva, si eres menor de edad….. y, a poder ser, de noche.

Si eres de l@s afortunad@s que pretende conocer la esencia de República Dominicana (que señor@s, NO son los resorts todo incluido), toma nota de este colofón de fiesta en la capital. 

No hay como ir de marcha y antes de retirarse a descansar llenar el estómago con un chimichurri. 

Como ya hace muchos años que no como uno de estos, si Mahoma no va a la montaña……

Por ello, me he propuesto remediar parcialmente este problema (digo parcialmente porque esto SOLO se resuelve yendo a la isla) me he dedicado a recopilar recetas de aquí y de allá y observando videos de los puestos callejeros para “recrear” esta hamburguesa en casa......Y aquí está el resultado.
 
Igual, igual nunca me va salir, pero que sepáis que la primera vez que hice chimichurris en casa mi hijo llegó a casa y entró exclamando: “Mmmmm, ¡huele a dominicano desde fuera…!”, y eso es buena señal, ¿no?

Nota: El pan debe de ser PAN DE AGUA….pero como aquí no hay, tendré que dedicarme a ver si consigo hacerlo yo…y esa será otra tesis.
Cantidades para 4 unidades
Ingredientes para las salchichas:

500g carne picada  CERDO (carne muy magra, con más grasa mejor)
1 CEBOLLA ROJA
1 PIMIENTO VERDE  italiano (de los de freír)
2 cucharadas zumo NARANJA
1 cucharada zumo LIMÓN
4 dientes AJO
2 cucharadas ORÉGANO
5 cucharadas SALSA INGLESA
1 cucharadita PIMIENTA
½ cucharadita CILANTRO MOLIDO
¼ cucharadita MALAGUETA
1 cucharada SAL
c.s. Colorante ROJO (sin pasarse)

Ingredientes para el montaje:

1 REPOLLO (800g-1kg)
2 CEBOLLAS ROJA
2 TOMATES para ensalada
ACEITE  de maní (cacahuete)
MAYONESA
KETCHUP
4 PANES DE AGUA (en su defecto pan de hamburguesa de panadería)

Ingredientes SALSA para chimi: 

½  taza KETCHUP
½ taza MAYONESA
½ taza ZUMO de NARANJA
2 cucharadas VINAGRE de manzana
2 cucharadas SALSA INGLESA
SAL y PIMIENTA

Preparación el día anterior:
-          Salchichas
-          Salsa
Preparación de las salchichas:

1.- En un mortero, machacar el ajo con la sal.

2.-En una licuadora triturar la cebolla y el pimiento junto con la pasta de ajo y el resto de ingredientes excepto la carne.

3.- Una vez bien licuados todos los ingredientes, añadir la mezcla a la carne picada y amasar muy bien hasta integrar todos los ingredientes.
4.- Rectificar de sal.

5.-Separar en 4 raciones iguales, hacer la forma de salchicha gruesa o chorizo con ayuda de film transparente. Envolver tipo “caramelo”, enrollado los extremos de manera que se compacte mucho la carne.

6.- Dejar reposar en la nevera al menos 12h. 

Preparación de la salsa:
1.- En un bol mezclar todos los ingredientes
2.- Reservar en un recipiente hermético hasta su uso.
Cocción en plancha:

1.- Desenvolver los rollitos de carne del film y cortar la carne en forma de salchicha longitudinalmente.

2.- Cortar las cebollas en rodajas.

3.-Cortar el repollo en tiras muy finas.

4.- Abrir los panes por la mitad.

5.- En una plancha de cocina muy caliente, rociar un poquito de aceite y colocar la carne abierta por la mitad, las rodajas de cebolla y en un lado de la plancha, un buen puñado de repollo con salsa para chimichurri por encima.

6.- Mientas la carne y la cebolla se hacer hay que ir dándole un par de vueltas al repollo para que se impregne bien en la salsa. Retirar cuando el repollo esté transparente por fuera pero aún crujiente por dentro.

7.- La carne tiene que estar bien hecha, pero la cebolla y el repollo no tienen que estar cocidos.

8.- Tostar en la plancha las caras internas de las dos partes del pan.
Montaje:

1.- Base de Pan
2.- Rodajas de tomate
3.- Cebolla a la plancha
4.- Salchicha chimichurri bien hecha
5.- Repollo a la plancha crujiente
6.- Ketchup y mayonesa
7.- Tapa del pan